¿Qué es necesario poner en un GDD?

Videojuegos

Redacción Tokio | 30/03/2022

Uno de los pasos más importantes en el proceso de desarrollo de cualquier tipo de videojuego es su documento de diseño. En él se recogen las características básicas de cualquier título: mecánicas, historia, personajes, diseño visual, etc. Por eso, hoy vamos a ver qué es y qué es necesario poner en un GDD (Game Design Document)

En el desarrollo de un juego trabajan muchos profesionales que provienen de distintos ámbitos: arte, programación, marketing, animación, 3D, diseñadores, etc. El GDD sirve, fundamentalmente, para que todos ellos tengan una guía a la que acudir para saber cómo funciona el juego en el que están trabajando. 

Vamos a ver en detalle cuáles son las características de un documento de diseño de videojuegos y cómo escribir uno, de qué partes se compone y que hay que poner en un buen GDD. 

Además, también es importante tener en cuenta que los videojuegos son un campo creativo lleno de oportunidades para todos aquellos que quieran atreverse a dar el paso, formarse y desarrollar su talento. Por eso también hablaremos de qué opciones tienes a tu disposición si quieres desarrollar tu creatividad en este campo. 

¿Qué es un GDD? Diseccionando el documento de diseño de videojuegos

Un Game Design Document (GDD) es toda la documentación que se necesita para trabajar en el desarrollo de un videojuego. Sirve para organizar las ideas básicas sobre el juego en el que se está trabajando y en el se añaden todos los aspectos clave de cualquier videojuego: 

  • Resumen del juego. Un GDD suele incluir un resumen de las principales características del juego como género, personajes, escenarios, temas, historia, previsiones, etc. 
  • Descripción del juego. En esta parte del GDD se presenta cómo funciona el juego de manera básica. Mediante diagramas, por ejemplo, se puede indicar cómo interactúa el jugador con el videojuego y se pueden incluir breves descripciones de todos los elementos que componen el juego. 
  • Elementos del juego. En esta sección es importante explicar detalladamente cuáles son las funciones clave del juego: controles, monetización, modos de juego, etc. 
  • Mecánicas. Son una parte central de cualquier GDD. Aquí es importante describir cómo funciona el juego y cómo interactúa el jugador, cómo se realiza cada acción que se puede llevar a cabo, desde un simple salto hasta un sistema de combate complejo. 
  • Diseño narrativo. El diseño narrativo incluye la historia, el guion del juego y cómo se cuenta, mediante qué elementos del juego y en qué partes del mismo se incluye o se inserta cada elemento de la historia que se narra en el guion. Si se hace mediante una cinemática o si se hace mediante una acción concreta que ejecutarán los jugadores. 
  • Diseño de personajes. Tanto a nivel de descripción, biografía y trasfondo como aspecto visual que van a tener. Con esto en mente, el departamento de arte puede empezar a trabajar en la creación de los personajes. 

¿Por qué es importante el GDD?

Aunque muchos diseñadores y estudios no trabajan con un GDD, se trata de una documentación muy útil para organizar ideas y contenidos respecto al juego en el que se trabaja. Un GDD claro y bien estructurado es fundamental para que todos los involucrados tengan una guía a través del proceso de desarrollo de cualquier tipo de videojuego. 

Sin embargo, para muchos también ha supuesto, a lo largo de los años, una fuente de frustración por la forma en la que se trabajaba con ellos. En algunos casos, los documentos de diseño eran demasiado cerrados, largos o demasiado explicativos. 

Mantener una documentación interna detallada es imprescindible para la gestión eficaz del desarrollo de un videojuego. 

Como decíamos el GDD debe ser detallado, pero no por ello debe ser un documento cerrado e inamovible. Piensa que, durante los años que lleva desarrollar un videojuego lo que valía el primer día no tiene porque valer un año después.

En este sentido, en la actualidad se trabaja con GDD mucho más abiertos y que permiten la colaboración de todas las partes del equipo implicadas en el desarrollo. A pesar de ello, el responsable último de la toma de decisiones sigue siendo el director de diseño, director creativo o game designer. 

La documentación centralizada sobre el proceso de desarrollo de un videojuego aparte de ser importante, no es algo que vaya a desaparecer por mucho que se incorporen nuevos procesos de trabajo a la industria. Por eso, ahora, vamos a ver qué es necesario poner en un GDD. 

¿Qué es necesario poner en un GDD? Guía para crearlo

Sabemos que el documento de diseño para videojuegos es importante, pero ¿qué es necesario poner en un GDD? Vamos a elaborar una pequeña guía con las partes más importantes y el proceso de creación de toda la documentación necesaria para el diseño y desarrollo de videojuegos. 

Escribir por etapas

Normalmente, cuando se trabaja en diseño de videojuegos no se tiene claro todo el contenido que va a tener desde el principio, se parte de una idea básica y, a partir de ahí se van desarrollando los distintos elementos que componen al juego. 

Teniendo esto en cuenta, una de las claves para crear un buen GDD es organizarlo bien. Para ello, es necesario establecer una hoja de ruta en la que no se pierdan de vista las metas y la visión inicial que se tenía del juego. 

Además, el GDD es un documento que crece y que se expande a medida que el desarrollo del juego evoluciona. Se parte de una documentación base con las claves del juego para después ir incorporando ideas que encajan a medida que se trabaja en él. 

No es necesario tener un GDD completo antes de empezar a desarrollar, pero sí es importante que vaya por delante del trabajo que se está realizando. 

Cambios y añadidos

Como decíamos, a medida que avanza el desarrollo de un juego, se producen cambios, bien porque algo planteado no funciona como se esperaba, bien porque surgen nuevas ideas que se pueden implementar en el juego. 

Una de las cosas que hay que hacer que es necesario poner en un GDD son los registros de los cambios que se hagan, que queden claros para todo el equipo de desarrollo. 

Si no se quiere eliminar contenido, lo mejor suele ser incorporar notas y anexos en los que se detallan los cambios realizados a ciertos aspectos. Esto hace que el cuerpo del GDD se mantenga mientras se incorporan contenidos o se modifican algunos aspectos. 

Un único supervisor

El responsable del GDD debe ser el director o diseñador principal del juego, depende del estudio. Incluso, en desarrollos grandes se puede trabajar con varios GDD para detallar distintos aspectos del juego. 

Sin embargo, es importante que el responsable de supervisar el documento de diseño sea siempre la misma persona. En todos los estudios es el game designer el que toma las decisiones relevantes respecto a lo que es el diseño del juego, teniendo en cuenta, eso sí, la visión de su equipo. 

Es necesario que el GDD sea legible

Un buen documento de diseño debe utilizar un lenguaje claro y ser perfectamente legible y coherente con su estilo. Para mejorar la legibilidad se pueden establecer unos criterios determinados para el diseño del documento, como fuente, colores o leyendas. 

A la legibilidad contribuye también que el documento esté bien escrito y sea de fácil lectura y comprensión. Para ello, lo mejor es recurrir a una redacción clara y concisa. 

No todo es texto

Las ayudas visuales, los elementos gráficos, diagramas, ilustraciones o esquemas, son especialmente útiles para entender procesos más complejos. 

Piensa que, en un GDD, por ejemplo, debe detallarse el diseño de un mapa, de un escenario. En este caso resulta mucho más interesante elaborar un pequeño esquema en 2D con cómo es ese mapa, como se reparten los objetos o puntos de interés en él. 

¿Quieres ser diseñador de videojuegos?

Ahora sabes todo lo que es necesario poner en un buen GDD, un documento clave para el desarrollo de videojuegos. Elaborar una documentación detallada pero que no abrume a quienes la vayan a leer, es un proceso complejo y que requiere tiempo, experiencia y, sobre todo, formación. 

¿Te apasionan los videojuegos y quieres pasar de gamer a developer? Pues has llegado al lugar indicado. En Tokio School somos especialistas en la formación orientada a nuevos medios y tecnologías y los videojuegos forman parte de nuestro catálogo. 

Con nuestro curso de Diseño de Videojuegos aprenderás los fundamentos no solo de como hacer o que es necesario poner en un GDD, sino también sobre el diseño de videojuegos en general. ¡Desata toda tu creatividad y talento y trabaja en lo que te apasiona!¿Tienes dudas? ¡No te lo pienses! Ponte en contacto con nosotros y nuestros asesores contestarán a todas tus preguntas ¡Te esperamos!


También te puede interesar...